Dos nuevos ejemplares impresos del Cancionero de Juan de Luzón (1508)

   Ya son varias las ocasiones en las que, tanto aquí como en el PhiloBlog, he explicado mis andanzas relacionadas con los cancioneros españoles, una de mis principales líneas de investigación desde que leí mi tesis doctoral en el ya lejano año de 2004. Me interesa especialmente el Cancionero general de Hernando del Castillo, como expliqué con más detenimiento en la anterior entrada de este blog. Pero asimismo, todos los demás cancioneros del período establecido por Brian Dutton como el de apogeo de este género poético, es decir, los escritos entre los años 1360 y 1520, son de mi interés.

La biblia de los cancioneristas: los 7 volúmenes de Dutton

   Este interés todavía es más evidente si, además del puro disfrute de consultar fuentes primarias de la poesía cancioneril castellana de la Edad Media y el temprano Renacimiento, me sirve para continuar suministrando datos al proyecto PhiloBiblon, en el que participo desde 2002. En el caso que nos ocupará hoy, me congratulo de poder llevar a cabo dos tareas complementarias e igualmente satisfactorias: primero, el descubrimiento de un nuevo ejemplar; y, segundo, la recuperación de la pista de otro que permanecía en paradero desconocido. Esta última tarea es a veces juzgada como menor por aquellos que no la consideran tan emocionante como descubrir un nuevo testimonio de una obra. No comparto, sin embargo, tal opinión; antes al contrario, me produce una enorme alegría cada vez que, como ahora, logro encontrar el paradero perdido de una obra y la vuelvo a introducir de lleno en el preciso censo de fuentes primarias que conforma PhiloBiblon. Si además puedo incorporar otra referencia que no conocíamos, pues mejor que mejor.

   La obra a la que me referiré hoy lleva por título Cancionero de Juan de Luzón, designada como 08JL en el repertorio del maestro Dutton. Como suele ser tristemente frecuente, apenas sabemos nada de su autor, al que, desde luego, no hay que confundir con el Juan de Luzón artista pictórico sevillano del siglo XVII. Hay cierto regidor homónimo, activo en los años finales del siglo XV y perteneciente al linaje Luzón de la ciudad de Madrid, que levanta sospechas de autoría (Avalle-Arce I: 337); mas otro Juan de Luzón, fallecido en 1492, regidor de Valladolid y corregidor de Carrión y Sahagún, podría asimismo haber sido el refinado poeta compositor de este cancionero, cuyos versos destilan un conocimiento profundo de filosofía, mitología y teología.

   El texto (BETA texid 4173) fue finalizado en la ciudad de Burgos el día 31 de julio de 1506, tal como insólitamente nos indica el colofón del propio impreso. Sin embargo, no se imprimió hasta dos años más tarde, el 12 de octubre de 1508, en las prensas zaragozanas de Jorge Coci, uno de los más afamados impresores alemanes afincados en tierras aragonesas, que quizá debe su mayor fama a haber impreso el Amadís de Gaula de Rodríguez de Montalvo (BETA texid 4093) un par de semanas más tarde de esa fecha.

Portada del Amadís de Gaula (Zaragoza: Jorge Coci, 1508)

   El texto fue dedicado por Luzón a una conocida dama de la aristocracia aragonesa: Juana de Aragón y Nicolau (y no Roig de Ivorra, como a veces es erróneamente denominada), hija ilegítima de Fernando el Católico, que fue condesa de Haro y duquesa de Frías merced a haber contraído matrimonio, en 1502, con Bernardino Fernández de Velasco, duque de Frías y condestable de Castilla. Esta conexión entre Juan de Luzón, su cancionero y la dama perteneciente a la alta alcurnia de la Corona de Aragón deja entrever algún tipo de conexión cultural en el entorno regio-ducal que sin duda habrá de ser examinado en el futuro para arrojar más luz sobre obra y autor.

   Hasta hoy, en PhiloBiblon teníamos registrados un total de nueve ejemplares de esta “rareza insigne”, como calificó al cancionero de Luzón su editor de 1959, Rodríguez-Moñino. Las cinco primeras copias están localizadas en la British Library londinense (BETA copid 2589), en la Jagiellonska de Cracovia (BETA copid 9366), en la biblioteca del Museo Condé de Chantilly (BETA copid 9367), en la Hispanic Society de Nueva York (BETA copid 2592) y en la Real Academia Española (BETA copid 2590). Este último ejemplar perteneció a la bibiblioteca personal del ya citado Rodríguez-Moñino, el máximo experto en cancioneros de nuestra literatura, cuya obra de referencia fundamental puede leerse y/o descargarse aquí.

Portada de Poesía y cancioneros, obra de Antonio Rodríguez-Moñino

   La entidad que cuenta con más ejemplares de esta obra, con tres en total, es la Biblioteca Nacional de España, a saber, uno en la colección de Pascual de Gayangos (BETA manid 4212), y otros dos más (BETA copid 2587 y BETA copid 2588), adquiridos en diversas circunstancias. El último de estos dos cancioneros, que es el que está completo y contiene todo el texto, ha sido digitalizado y se puede consultar en la red a través de la Biblioteca Digital Hispánica pinchando en este enlace.

Portada del ejemplar R/2331 de la BNE

   El ejemplar que más nos interesa del Cancionero de Luzón es el noveno (BETA copid 2591), puesto que es uno de los dos (el otro es el de la Real Academia Española) que hasta ahora se encontraba en paradero desconocido. Al menos de este sabíamos que perteneció a la librería de Julián Barbazán (1897-1980), el famoso anticuario y librero, que, al margen de su conocida actividad mercantil, fue autor de unas curiosísimas y divertidas memorias sobre tan honrada profesión como la suya.

   La librería de Barbazán, situada en el número 4 de la madrileña calle Libreros, estuvo atendida primero por él mismo, y tras su muerte en 1980, por sus hijos hasta los años finales del siglo XX. Desde entonces, el destino de sus fondos es bastante incierto. La oscuridad en el recorrido de estos valiosos libros es más lamentable sobre todo en lo que respecta a este ejemplar del Cancionero de Luzón propiedad de Barbazán, puesto que tal vez sea el más importante de todos los que conocemos. En primer lugar, por haber servido como modelo a la edición facsímil de esta obra, prologada por el antes citado Rodríguez-Moñino, y que se publicó en 1959 en los talleres Góngora a expensas del propio librero Barbazán. Naturalmente, es la edición que casi todas las personas interesadas en cancioneros castellanos hemos utilizado para leer el texto e incorporarlo a nuestras tareas.

Portada edición facsímil (1959)

   En segundo lugar, el ejemplar de Barbazán es el único que contiene un detalle de capital importancia, como es la llamada ‘banderilla’, en acertada definición de Martín Abad, con la que se superpuso al título original, Cancionero de Juā de Luzon, otro título un poco más específico, Suma de las virtudes, con el que tal vez se quiso enfatizar el contenido espiritual y filosófico de los poemas contenidos en esta obra. Este detalle específico que tenía el ejemplar de Barbazán pasó así a la antes comentada edición facsímil de 1959.

Primera página edición facsímil (1959)

   Es cierto que casi todos los títulos aparecen incrustados en un marco rectangular que sugiere algún cambio obedecido a una razón indeterminada; fuese lo que fuera, es bastante probable que hubiera de suceder después de ya impresa la obra. Norton (1978: 231) ya indicó que el título de Suma de las virtudes y el de Cancionero de Juā de Luzon habían sido superpuestos en varios ejemplares de los que él pudo examinar; parece más normal que el título superpuesto sea el de Suma de las virtudes y que el resto de ejemplares, que contienen el de Cancionero de Juā de Luzon, hayan perdido la ‘banderilla’.

   En cualquier caso, lo que no deja lugar a dudas es que el ejemplar de Barbazán, sobre el que se basó el facsímil de 1959 y que se encontraba en paradero desconocido, es el mismo que hoy está a la venta en la librería anticuaria José Porrúa Turanzas. Las imágenes de la web del establecimiento matritense son claras y precisas, además de verse correspondidas con la descripción del propio ejemplar.


   A la limpieza y pulcritud de esta copia, que en apariencia conserva el texto intacto y sin mácula, merece la pena añadirle el hecho de que cuenta con una extraordinaria encuadernación en piel azulada.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

   Desafortunadamente, no he podido examinar la copia de forma personal por encontrarse el establecimiento matritense cerrado por obras de reforma. Espero poder hacerlo pronto para corroborar, esta vez sin margen de error, que el ejemplar BETA copid 2591, que perteneció a Julián Barbazán y sobre el que se basó la edición facsímil, es este mismo a la venta en Porrúa Turanzas.

   El segundo ejemplar del Cancionero de Juan de Luzón ha aparecido más cerca de mi lugar de trabajo habitual: en la Bancroft Library de la Universidad de California, Berkeley. La verdad es que no había vuelto a ir con frecuencia desde mi última incursión en el fondo Merriman relativo a la guerra civil española, contada también aquí.

   Por si fuera poca casualidad, la forma de encontrar la referencia ha sido un poco guiada por el azar más que por la exploración metódica y sistemática de catálogos y herramientas. Así, antes de finalizar esta entrada, hice una comprobación que se ha vuelto rutinaria en mi método: buscar en worldcat.org por título y autor, y una vez encontrado el registro, abrir la opción de ‘ver todas las ediciones y formatos’, tal como se ve en la esquina inferior derecha de la imagen reproducida más abajo (en inglés: View All Formats & Editions).

 

   El resultado obtenido puede ser un poco tedioso para casos como el que nos ocupa, porque en muchos catálogos informatizados de libre acceso en Internet no hay una clara distinción entre el impreso original y las ediciones facsímiles. Como en muchas ocasiones se suelen confundir, hay que ir depurando uno por uno cada registro obtenido en la búsqueda. Pero en mi caso valió la pena, porque la sorpresa que me deparó esta búsqueda fue mayúscula al detectar un nuevo ejemplar de la obra (BETA copid 9364) en la citada Bancroft Library de Berkeley que no habíamos censado antes en PhiloBiblon. Eso sí, he de entonar un absoluto mea culpa, porque ya figuraba en el segundo suplemento de Martín Abad a sus Post-incunables ibéricos impreso en 2016 (ítem 975), junto a otra copia que no he podido examinar hasta ahora: la de la Biblioteca Comunale de la ciudad italiana de Urbania (BETA copid 9368).

   En cuanto pude fui a visitar la Bancroft Library para comprobarlo y, en efecto, allí se encuentra la copia, imperfecta tal como describía el catálogo. Por desgracia, presenta algunas pérdidas: le faltan los folios 3-6 del cuaderno g y los folios 4-8 del cuaderno l, además de otros muchos restaurados por culpa de la humedad. En ocasiones, la pérdida del texto se ha intentado paliar mediante su reescritura utilizando una pluma de tinta negra e imitando en lo posible las letras de molde de la época, tal como se ve con claridad en los añadidos a la glosa textual que figura a la derecha del folio h5, en la imagen de abajo.


   Pese a tales defectos, el estado de conservación es bueno, sin duda muy por debajo de la cuasi perfección de la copia de Barbazán antes mencionada, pero todavía muy útil para la consulta y lectura del texto.

 

   La información catalográfica disponible nos informaba de su adquisición por parte de la biblioteca norteamericana en el año 1932, gracias a una donación de Evelyn Hemming Chambers en memoria de su esposo, Jerry Gamble Chambers. Ambos son los progenitores de Merle Chambers, cuyas iniciativas filantrópicas son bien conocidas en California, sobre todo en lo que respecta a la financiación de obras musicales. 

   Tal como se puede apreciar en la fotografía anterior, es digna de destacarse la encuadernación en piel marrón del siglo XIX con papel jaspeado en las hojas de guarda, lo que sin duda dota al ejemplar de robustez y belleza por igual.

   En definitiva, se trata de dos buenos ejemplares de un texto cancioneril escasamente conocido, que tal vez merezca más atención por parte de la crítica académica del recibido hasta ahora, que es bastante mínima pese a contar con diez copias impresas censadas y una excelente edición facsímil. Ojalá la lectura de esta entrada represente un estímulo para conocer con más detenimiento los pormenores de la obra y de su autor.

 

Obras citadas

Avalle-Arce, Juan Bautista de. Las memorias de Gonzalo Fernández de Oviedo. Chapel Hill: University of North Carolina Press, 1974. 2 vols.

Beresford, Andrew M. “Saints John the Baptist and John the Evangelist in the Cancionero of Juan de Luzón”, en From the Cancioneiro da Vaticana to the Cancionero General: Studies in Honour of Jane Whetnall. Eds. Alan Deyermond & Barry Taylor. London: Department of Hispanic Studies-QMUL, 2007, pp. 75-88.

Dutton, Brian. El cancionero del siglo XV, c. 1360-1520. Salamanca: Ediciones de la Universidad, 1990-91. 7 vols.

Martín Abad, Julián. Post-incunables ibéricos. Madrid: Ollero & Ramos, 2001.

Martín Abad, Julián. Post-incunables ibéricos. 2ª Adenda. Madrid: Ollero & Ramos, 2016.

Norton, Frederick J. A descriptive catalogue of printing in Spain and Portugal 1501-1520. London, New York & Melbourne: Cambridge University Press, 1978.

Zaldívar Ovalle, María Inés. “Por qué y cómo se escribe: conciencia del oficio de escribir en el Cancionero de Luzón (1508)”, en Literatura medieval y renacentista en España: líneas y pautas, eds. Natalia Fernández Rodríguez et al. Salamanca: SEMYR, 2012, pp. 959-70.

Óscar Perea Rodríguez

http://dialnet.unirioja.es/servlet/autor?codigo=332178 https://usfca.academia.edu/opr71

More Posts - Website

Follow Me:
Twitter


OpenEdition le sugiere que cite este post de la siguiente manera:
Óscar Perea Rodríguez (18 de enero de 2024). Dos nuevos ejemplares impresos del Cancionero de Juan de Luzón (1508). Harto de tanta porfía... Recuperado 22 de julio de 2024 de https://opr71.hypotheses.org/1076


Óscar Perea Rodríguez

http://dialnet.unirioja.es/servlet/autor?codigo=332178 https://usfca.academia.edu/opr71

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Buscar en OpenEdition Search

Se le redirigirá a OpenEdition Search